El otro sonido del mar


A la mayoría nos gusta oír el mar, su sonido nos relaja, nos resulta placentero, pero, por desgracia, el mar no suena igual para todos. Para algunas personas suena a sufrimiento, miedo, incertidumbre y muerte.

Por eso, la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) ha lanzado la campaña «El otro sonido del mar», en Barcelona, donde, como en otras playas de España, dejaron unas caracolas que tenían instalado un chip de audio con sensor de movimiento. Al acercarlas al oído, no se escucha la melodía de las olas, sino las historias de personas que se vieron obligadas a cruzar el mar en busca de un lugar mejor donde vivir.

#ElOtroSonidoDelMar Con esta campaña CEAR quiere mostrar el arriesgado viaje para escapar de la guerra o la pobreza que realizan miles de seres humanos.


Comentarios