Lección histórica de historia



En la celebración del Día de la Independencia de este año, Donald Trump ha reinventado la historia de Estados Unidos:
«El Ejército Continental sufrió un amargo invierno en Valley Forge, encontró la gloria en las Aguas del Delaware y se apoderó de la victoria de Cornwallis en Yorktown. Nuestro ejército tripuló el aire, embistió las murallas, se apoderó de los aeropuertos, hizo todo lo que tenía que hacer, y en Fort McHenry, bajo el resplandor rojo de los cohetes, no tuvo más que la victoria», soltó sin despeinarse el presidente.

El choteo general fue inmediato, pues no hay que ser una lumbrera para saber que el primer avión voló ciento quince años más tarde de que se iniciara la guerra de la Independencia de Estados Unidos. El primer aeropuerto se construyó en 1909, y mal pudieron apoderarse de él los yanquis en esa guerra. Tampoco estuvo acertado el iletrado presidente respecto a la batalla de Fort McHenry, que ocurrió durante la Guerra de 1812 o Guerra anglo-americana. 

Qué se puede esperar de un presidente que no conoce ni la historia de su país.

Comentarios