Martina Big

Martina Adam, alias Martina Big, quiso parecerse a Pamela Anderson, la exuberante vigilante de la playa. En 2012 se sometió a una operación para aumentar el tamaño de sus pechos, y lo hizo a lo grande: una talla 32S, que la ha convertido en la mujer con el pecho más grande de Europa.

Pero no contenta con este récord, Martina, alemana, blanca y rubia, se ha gastado alrededor de 65.000 dólares en cirugía, inyecciones y sesiones de bronceado en casa para convertirse en ¡negra!

Aún no satisfecha con los resultados, ahora planea aumentarse los glúteos para que sean acordes con el resto de su cuerpo.  

En su página web, y bajo el lema «Grande nunca es lo suficientemente grande», puede seguirse su sorprendente y disparatada evolución.

Comentarios

Toy folloso ha dicho que…
Al revés de lo que dijo Cocó Chanel:
"Una mujer nunca es lo suficientemente delgada, -y un hombre nunca es lo suficientemente ¡rico!-.