10 de marzo de 2014

El Diccionario Biográfico Español

Ya está disponible para el público el Diccionario Biográfico Español. La obra, de 50 tomos y 40.000 entradas, es la mayor emprendida por la Real Academia de la Historia. La enciclopedia ha sido y es duramente criticada por su falta de rigor y por el tratamiento que se hace de algunos personajes de la historia de España.
En opinión el profesor de Historia Contemporánea de la Universidad Pompeu Fabra, Eloy Martín, el DBE “es una ofensiva de la historiografía más reaccionaria y un reflejo del país”. A Juan Avilés, profesor de Historia Contemporánea de la UNED, le parece una obra con entradas que “no son de recibo” porque “no cumplen con la objetividad y distancia”. “Se ha tratado de confundir libertad de expresión con la ideología para justificar la obra y su tono partidista y sesgado a la derecha. El profesor de Historia Contemporánea de la Universidad de Zaragoza, José Luis Ledesma, explica: “Semejantes dislates reflejan la connotación ideológica reaccionaria de algunas biografías”. Para Ismael Sanz, director del departamento de Historia Contemporánea de la Universidad de Valencia y catedrático, el mayor problema de las “entradas inadmisibles” es que pasará el tiempo y llegarán nuevos lectores sin el conocimiento de lo que esconden los 50 volúmenes y dará por bueno todo lo que encuentre, puesto que es una obra de consulta. “Es una barbaridad. El método que ha llevado la RAH con la obra es obsoleto. No han sido respetuosos ni con la profesión ni con el rigor: es un atentado contra la Historia”.
La “tontería” nos ha costado a los españoles 6,4 millones de euros. Más la subvención para “el mantenimiento y la actualización del Diccionario Biográfico Español”, que en los primeros presupuestos generales aprobados por el Gobierno de Mariano Rajoy avalan la obra con 163.790 euros.

*Lean las maravillas sobre Mariano Rajoy que cuenta el Diccionario.