4 de febrero de 2014

Dar la cara

La única iniciativa evidente que le veo a Rajoy es su deseo de mantenerse en la Moncloa a toda costa, pese ser un fraude para los españoles y también para un sector de su propio partido.
Creo que no me equivoco al afirmar que este es el Gobierno de España que más ha traicionado su programa electoral, hasta el punto de obviarlo por completo.
Rajoy ha incumplido punto por punto el programa que nos vendió durante la campaña electoral, salvo el del aborto. Ha conseguido cabrear con su subida de impuestos incluso a quienes le votaron y ofende a los ciudadanos con sus “fugas”. Cuando a un presidente de gobierno se le pregunta por algún asunto grave, que afecta a la inmensa mayoría, no hay que salir corriendo o responder que “llueve mucho”. Lo que procede es dar la cara, aunque sea para que te la partan.