16 de mayo de 2013

Cachondeo a costa de los parados


 
 
En el parlamento valenciano, se debatía una proposición no de ley presentada por el PP en la que expresaba su rechazo a la denominación País Valencià y reclamaba que el valenciano es “un idioma diferenciado”; los diputados de Compromís mostraron desde sus escaños unos carteles con la cifra: 720.000 (es el número de parados que hay en la Comunitat Valenciana), criticaban así al PP por no ocuparse de los “problemas reales”.
Aludiendo al hecho, Carmen Amorós comentaba en su cuenta de Twitter: “Como siempre, Compromís haciendo el numerito, carteles con números, apuntémoslo, igual es el Gordo de Navidad”, por lo que a la parlamentaria le han llovido críticas. La diputada del PP por Castellón retiró el tuit y aclaró que “no sabía a qué se refería el número”. El mal ya estaba hecho.