De sobresalto en sobresalto

El Museo de Ciencia de Londres canceló la semana pasada una charla del Premio Nobel de Medicina James Watson, pionero en la tarea de descifrar el genoma humano, tras la polémica surgida por unas declaraciones en las que se manifestaba pesimista sobre África porque las políticas occidentales se basan en la creencia de que "la inteligencia de los africanos es como la nuestra, algo que contradicen todas las pruebas efectuadas".

En el seminario “El origen del hombre: del chimpancé al humano”, organizado por la Facultad de Ciencias de la Universidad de Navarra, Daniel Turbón, catedrático de Antropología Física de la Universidad de Barcelona, ha dicho que los humanos no provenimos del chimpancé: “la comparación de secuencias del genoma del hombre, del chimpancé y de los fragmentos obtenidos del gorila permite saber que los humanos no provenimos del chimpancé actual, pues el 23% del ADN analizado no coincide”.

Ni nuestro cuerpo ni nuestra mente son lo que pensábamos que eran. La inteligencia se reparte por razas y los chimpancés han dejado de ser nuestra familia antropológica. ¿Dónde nos colocan estos nuevos descubrimientos científicos?

Comentarios

Emilio Cervantes ha dicho que…
Pues nos dejan descolocados, pero es que si se miran con atención, tampoco son tales descubrimientos.

Ortega decía ya que la Ciencia no nos ayuda a resolver nuestras cuestiones acerca del hombre y por eso veía a la Ciencia en peligro.

Hoy, sesenta años después de Ortega, la Ciencia está más en peligro todavía, pero los medios de información ponen parches intentando que no veamos la realidad.